Envío bonificado en caba
En compras mayores a $2.000 realizándola a través de nuestra web o por whatsapp (tope de bonificacion envio $250)
¿YA PROBASTE LAS NUEVAS PLANT BAKED?
REGALA UNA GIFT CARD
Podés compartir alimentación vital con quien vos quieras.
Previous
Next

¿Qué son Probióticos?

¿Qué son los probióticos?

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) se definen como: “Microorganismos vivos que, suministrados en cantidades adecuadas, promueven beneficios en la salud del organismo anfitrión”.

En otras palabras, los probióticos son bacterias buenas que producen efectos benéficos sobre la salud, siempre y cuando lleguen al intestino con vida y en cantidades suficientes.

Ningún organismo elabora ni genera bacterias o microorganismos por sí mismo; estas se hospedan en todo nuestro cuerpo y se lo denomina microbiota.

El 80% de la microbiota está concentrada en nuestro sistema gastrointestinal y coloquialmente se la llama flora intestinal. Desde que nacemos tenemos una microbiota o flora intestinal conformada por bacterias benéficas que trabajan para ayudar a nuestro sistema digestivo, inmunológico, nervioso en equilibrio y estado saludable.

En la microbiota vive y se desarrolla una comunidad de microorganismos. La familia o colección de cepas de microorganismos que habita la microbiota se la denomina microbioma.
A diario miles de millones de bacterias y otros microorganismos están en constante puja en el intestino para predominar unos sobre otros. En ese conjunto de microorganismos de la flora intestinal los hay benéficos y patógenos.

La simbiosis implica un balance positivo de los microorganismos benéficos y proporciona un equilibrio saludable al organismo.
Por el contrario una disbiosis es un desequilibrio a favor de los microorganismos patógenos y propicia el desarrollo de enfermedades, efectos precursores de las mismas o trastornos en la salud.

El favorecer el mantenimiento y desarrollo de una flora intestinal de microorganismos benéficos también llamados probióticos, tiene un impacto favorable en la salud del huésped.

Millones de razones para estar mejor

Millones de bacterias son la explicación para que cada vez más cantidad de personas elijan probióticos para mejorar su salud y calidad de vida. Se estima que 100.000 millones es la cantidad de bacterias que colonizan nuestro sistema gastrointestinal y particularmente el colon, conformando lo que se denomina la microbiota intestinal.

MICROBIOTA

Está constituida por bacterias patógenas y bacterias benéficas también conocidas como probióticas (probiótico = pro vida). Mediante el metabolismo de las bacterias probióticas se producen moléculas para el buen funcionamiento de los sistemas de nuestro organismo (gastrointestinal, inmunológico, urinario, nervioso)

Factores tales como una alimentación desequilibrada o inadecuada, el uso de antibióticos, factores ambientales, stress por viajes, o situaciones de ansiedad rompen con el balance saludable de la flora intestinal impactando sobre el sistema digestivo e inmunológico.

Una alimentación equilibrada, hábitos saludables, y la inclusión diaria de probióticos en la dieta es un aporte a una mejor salud y estado de bienestar.

Cuando sumás diariamente a tu dieta probióticos renovás y equilibras tu microbiota. Millones de bacterias te ayudan a tener un mejor balance y cuidado de la salud.
RECORDÁ QUE EL MICROBIOMA O FLORA INTESTINAL ESTÁ SIEMPRE ACTIVA Y SE RENUEVA CADA 48 HORAS.

Cada cápsula de “Vitacomplex C Plus” contiene 5000 millones de células vivas de 7 cepas de Lactobacilos de acción probiótica (Lactobacilus Acidophilus, Lactobacilus Gasseri; Lactobacilus Rhamnosus, Lactobacilus Casei, Lactobacilus Plantarum, Lactobacilus Paracasei y Lactobacilus Reuteri) + vitaminas C, D y el complejo B completo.

PROYECTO MICROBIOMA HUMANO

Así como se ha estudiado catalogando el Genoma Humano; otros científicos se han dedicado a catalogar las múltiples familias de bacterias que viven en el cuerpo humano en el Proyecto del Microbioma Humano (PMH).

El objetivo del “Proyecto del Microbioma Humano” (en sus siglas en inglés HMP – Human Microbiome Project), es describir que familia de cepas microbianas o microbioma habita la microbiota en diferentes partes del cuerpo humano y estudiar las correlaciones de los cambios de composición en la salud de las personas.

Estudios hechos por más de 80 universidades y 200 investigadores muestran que la cantidad de células de la microbiota es mayor que la cantidad de células del cuerpo humano.

Esto ha hecho reflexionar quién hospeda a quién; el cuerpo humano a los microorganismos? o los microorganismos al cuerpo humano? Es una manera de exponer la magnitud de este complejo sistema y de la importancia de su equilibrio.

Lo que sucede en el intestino tiene un papel significativo considerando que se estima que al menos un trillón de bacterias y más de mil cepas residen en nuestros intestinos.

La presencia de bacterias benéficas que modulen el sustrato del intestino con las bacterias patógenas e intermediarias juega un rol significativo en la salud de todo el cuerpo.

LACTOBACILOS DE ACCIÓN PROBIÓTICA

Cada cepa una función, una especialidad

Todas las cepas de la familia de los Lactobacilos producen ácido láctico y peróxido de hidrógeno.
El peróxido de hidrógeno tiene cualidades antimicrobianas naturales eliminando virus, hongos y bacterias patógenas que causan enfermedades.
Los Lactobacilos también generan proteínas antiinflamatorias producidas por los glóbulos blancos en respuesta a invasores dañinos del sistema inmunológico para combatir las infecciones.

La selección y combinación de estas cepas con actividad específica le confiere un rango mayor de beneficios para la salud por la capacidad de lograr una repoblación más equilibrada de la flora intestinal y ampliar el espectro de beneficios para la salud.

FLORA INTESTINAL Y SISTEMA INMUNOLÓGICO

¡Potenciá tus defensas al máximo!
¿Sabías que más del 60% de las células del sistema inmunológico de nuestro organismo reside en el intestino? La microbiota intestinal (y sus cerca de 100 mil millones de bacterias) contribuye a protegernos fortaleciendo la pared y mucosa intestinal contra los agentes patógenos.

La capacidad de adhesión a la mucosa intestinal y colonización de las bacterias probióticas impide que los microorganismos patógenos colonicen el intestino.

La inmunidad innata es la que recibimos al nacer y es la que provoca una respuesta rápida no específica contra los microorganismos patógenos, por lo que constituye la primera línea de defensa contra las enfermedades infecciosas.

La inmunidad adquirida está dirigida específicamente contra el antígeno y genera memoria inmunológica, por lo que induce una defensa duradera.

El uso de probióticos para estimular la inmunidad adquirida tiene como objetivo mejorar la respuesta del huésped ante antígenos patógenos previniendo o tratando las enfermedades infecciosas y los procesos inflamatorios.

Factores tales como una alimentación desequilibrada o inadecuada, el uso de antibióticos, factores ambientales, stress por viajes, o situaciones de ansiedad rompen con el balance saludable de la flora intestinal impactando sobre el sistema inmunológico intestinal.
Incorporá diariamente a tu dieta probióticos para mantener un balance saludable del ecosistema inmunológico intestinal.

El microbioma o flora intestinal está siempre activa y se renueva cada 48 horas.

El ecosistema intestinal es clave para el sistema inmunológico.
Se compone de 3 elementos que funcionan de forma sinérgica.

La mucosa intestinal

Se trata de la membrana que tapiza toda la pared del tubo digestivo.
Representa una inmensa superficie de intercambio entre el exterior y el interior del organismo: alrededor de 300 m2. La mucosa impide que los microorganismos inoportunos penetren en el cuerpo, pero deja pasar los nutrientes y los micronutrientes. Desempeña un papel de «filtro».

El sistema inmunitario intestinal
Asegura la defensa del organismo frente a los agresores y permite una tolerancia a los alimentos: más del 60 % de las células inmunitarias se concentran en el intestino.

La microbiota intestinal
Cerca de 100 mil millones de bacterias forman parte de la microbiota intestinal y contribuye a protegernos fortaleciendo la pared y mucosa intestinal contra los agentes patógenos. La capacidad de adhesión a la mucosa intestinal y colonización de las bacterias probióticas de la flora impiden que los microorganismos patógenos colonicen el intestino.

INMUNOREGULACIÓN

El sistema inmunitario intestinal constituye la parte más extensa y compleja del sistema inmunitario, ya que al estar en contacto con el exterior, recibe diariamente una enorme carga antigénica, debiendo distinguir entre potenciales patógenos y antígenos inocuos como son las proteínas de la dieta y las bacterias comensales.

Dada su localización intestinal y la posibilidad de interaccionar con el epitelio de la mucosa, los probióticos van a actuar sobre la inmunidad intestinal tanto específica como inespecífica, lo que está relacionado con sus efectos beneficiosos sobre el hospedador.
Se ha propuesto que numerosos lactobacilos pueden alertar al sistema inmune intestinal, y secundariamente favorecer el rechazo de microorganismos infecciosos potencialmente lesivos; esto lo pueden realizar mediante la producción de inmunoglobulinas específicas tipo A (Iga), o la activación de células K (“natural Killer”, que son linfocitos que eliminan de forma espontánea células tumorales o células infectadas por diferentes patógenos) (1)

Compartir:

Share on facebook
Facebook
Share on pinterest
Pinterest
Share on linkedin
LinkedIn

1 comentario en “¿Qué son Probióticos?”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

hISTORIAS RELACIONADAS

¿Qué son Probióticos?

¿Qué son los probióticos? Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) se definen como: “Microorganismos vivos que, suministrados en cantidades adecuadas, promueven beneficios en

Comernos comiendo

Cuántas veces dejamos pasar por alto el significado puntual de la acción de alimentarnos creyendo que nuestro organismo no es más que un motor al